Alcanar - Tierras del Ebro

Fecha seleccionada
No disponible
Alcanar - Tierras del Ebro

El origen de Alcanar podría situarse en la época íbera, tal y como lo demuestran los restos arqueológicos hallados en el poblado ibérico de la Moleta del Remei.
Este poblado recibe su nombre de la forma carracterística de la elevación (mola) donde se encuentra, y de su proximidad a la ermita de la Virgen del Remedio. A inicios de la década de los sesenta empezaron los trabajos arqueológicos a cargo del Instituto de Prehistoria y Arqueología de la Diputación de Barcelona. Este yacimiento fue declarado Monumento Histórico-Artístico en 1979
 


 

Desde el año 1985, se ha retomado el estudio del mismo con la realización de varias y continuas campañas de excavaciones inclises dentro de los programas de investigación del Instituto de Prehistoria y Arqueología de la Diputación de Barcelona. Por lo que respecta a los restos encontrados en el poblado hay que destacar cerámicas vairades, conjuntos de utensilios de hueso trabajado (agujas, mangos, espátulas ...) y metálicos (clavos, cuchillos, puntas de lanza de hierro, agujas .. .).
Pero el origen de Alcanar, como poblado definitivamente establecido dentro de su término actual, se remonta a la época de dominación musulmana. Aparte de la razón lingüística que prueba el origen árabe de Alcanar (de la palabra "Al-Khanat" o tiendas de mercaderes), tenemos pruebas concluyentes, como lo son el legado de la indumentaria, del "silos", de las norias . Así la referencia más antigua de Alcanar que, como pueblo, encontramos registrada documentalmente se remonta al siglo IX, en plena dominación musulmana. Alcanar perteneció al Wali de Tortosa y está en la Partida de Santiago de Alcanar donde más restos de habitaciones musulmanas se descubrieron.
La fundación y población de Alcanar, correspondientes a la época cristiana arrancan del siglo XIII, de un tiempo después de la Reconquista.
Los siglos XV, XVI y XVII fueron calamitosos para nuestra población, debido a los incesantes ataques de los piratas. En aquel tiempo se monta la construcción del recinto amurallado con torres defensivas (Torre de la Calle Nueva). En el siglo XVIII, Alcanar sufrió los nefastas efectos de la Guerra de Sucesión. Posteriormente, en el siglo XIX, Alcanar participó activamente en la Guerra de la Independencia o Guerra del Francés. A continuación, se vio afectada por la Guerra de los Siete Años, que le dejó la triste consecuencia del bandolerismo. Y ya en el siglo XX, la Guerra Civil y los años de potsguerra la marcaron de nuevo otra vez.
La parte litoral, conocida desde siempre por el nombre de "Las Casas" se alza junto a la costa, a 4 kms. de Alcanar.
La antigüedad de esta pequeña población marinera corre paralela a la de Alcanar: aquí vivieron los pescadores desde épocas remotas.
La vida en Las Casas siempre fue muy precaria y su importancia se reducía a la que prestaba el elemento militar. Antes la Guerra de la Independencia había, en el centro del pueblo, una torre de construcción sólida con tres cañones para la defensa de la costa. Los angelsos la destruyeron cuando la guerra contra Napoleón.
En la segunda mitad del siglo XIX, se inició una era de mayor progreso para Las Casas. Fue entonces cuando se construyó la iglesia actual (1862).
A lo largo de los últimos 25 años, esta población ha vivido un enorme desarrollo y crecimiento, tanto urbanístico como económico. Hoy, en Les Cases d'Alcanar-enclavadas dentro de la llamada "Costa del Ebro" se pueden encontrar numerosos establecimientos turísticos que junto con tranquilas playas, un espléndido sol y unas temperaturas suaves reinantes durante todo el año, hacen de este pueblo el lugar ideal para pasar unas agradables e inolvidables vacaciones.
El puerto deportivo-pesquero, constutueix un aliciente más a los muchos que ya tenía por si esta población. En su Club Náutico pueden amarrar gran cantidad de embarcaciones deportivas, y dada su proximidad a la gran bahía de los Alfacs, (mayor puerto natural de Europa con sus 150km2) los aficionados al mar podrán practicar toda clase de deportes náuticos.
Muchos son los atractivos de este singular y pintoresco poblado, pero dos lo caracterizan al máximo: su cocina marinera tradicional y la tranquilidad de sus playas (12 km. De costa aproximadamente) que desde 1992 son galardonadas, año tras año , con DIPLOMA DE CALIDAD de sus aguas de baño por el Dep.. de Medio Ambiente de la Generalidad. Además, en la Playa de las Casas ondea desde 1994 la BANDERA AZUL DE EUROPA, máxima distinción que garantiza una playa modelo desde el punto de vista sanitario y medioambiental.

http://www.alcanar.org/


Alcanar - Tierras del Ebro

Comparte en

Facebook Twitter del.icio.us Google MySpace

Siguenos

Facebook